Sesión taurina sobre Antonio Bienvenida

La asociación Mar de Nubes, en colaboración con la Diputación Provincial de Zaragoza, organiza este jueves (19.30) una tertulia en la que Gonzalo Izquierdo Mejías tratará la figura de su abuelo, el histórico torero Antonio Bienvenida. El acto tendrá lugar en el aula cultural de la plaza de toros de La Misericordia, y está encuadrado en un programa de difusión de la tauromaquia.

Antonio Bienvenida, nacido en Venezuela (1922) pero criado en España, es considerado el torero de Madrid por excelencia. La afición le exigía como a nadie porque sabía que nadie podía hacerle sombra cuando se sentía realmente inspirado. De ahí que se le reconociera la categoría de maestro en las Ventas.

“Su colocación en la plaza ya era un modelo a seguir. La amalgama de hondura, arte y naturalidad en la interpretación de las suertes ponían en la cumbre su toreo, y varias de las faenas que ejecutó -gran parte de ellas en Madrid- no han podido ser igualadas”.

Estas tres escuetas líneas, que llevan la firma del crítico Joaquín Vidal, sirven para definir lo que Bienvenida significó en el toreo.

Tomó la alternativa en Madrid un 9 de abril de 1942 y, después de haber toreado más de 800 corridas, se retiró en la plaza de Vista Alegre el 5 de octubre de 1974. Su muerte llegaría un año después, cuando una vaquilla de Amelia Pérez-Tabernero lo volteó en un tentadero y le produjo lesiones irreversibles en las vértebras cervicales. “Desde entonces no hay maestro”, decía el gran Joaquín Vidal. Hoy toca que lo recuerde su propio nieto…

Mar de Nubes

La Asociación Cultural Mar de Nubes fue creada por el torero aragonés Miguel Cuartero en diciembre de 2015, con objeto de defender la tauromaquia desde un enfoque novedoso. Los grandes protagonistas de sus actividades son los niños, puesto que tienen en sus manos el futuro de la fiesta.

Además, junto a los más pequeños, los aspirantes a torero son punto clave de los proyectos. Les ayudamos en sus inicios aportando una enseñanza teórico-práctica profesional complementaria a la que reciben en sus escuelas taurinas”, señala Cuartero, y añade que “con Mar de Nubes, los aficionados encuentran un espacio donde compartir su pasión”.

Esta asociación ya ha desarrollado diferentes iniciativas partiendo de la interpretación de las necesidades actuales de la tauromaquia y, según adelanta Cuartero, seguirá trabajando “por conseguir que todo el mundo pueda conocer y comprender esta forma de vivir la vida”.